¿Cómo hacer un Trompo al Pastor casero en poco tiempo?

Ya no te vas a quedar con las ganas de hacer unos Tacos de Pastor caseros.

¡Con Alimentos San Edmundo puedes crear un mini Trompo de Carne al Pastor en minutos!

 

Para crear un Trompo al Pastor casero olvídate de limpiar los chiles, desvenarlos, asarlos, licuarlos y buscar el punto exacto de sabor para marinar la carne durante horas y esperar otro par de horas para cocerla por completo.

¿Quieres conocer cómo hacer en casa este tradicional manjar mexicano? ¡Manos a la obra!

Adquiere tu paquete de Pastor Marinado de Alimentos San Edmundo,  y los siguientes aditamentos e ingredientes:

  • 2 Palillos de madera largos y resistentes.
  • 1 Piña completa
  • Tortillas
  • Cebolla
  • Cilantro
  • Limón

Pasos de elaboración:

Corta los extremos de la piña, para después cortar  la cáscara. Coloca la piña de manera vertical yendo desde arriba hacia abajo,  lo más finamente posible.

Una vez que la piña esté limpia de la cáscara, corta en dos partes el cuerpo de la fruta de manera que te quede una base de ¾ , y la parte de arriba sea equivalente a ¼.  Pre calienta tu sartén y coloca la piña en él, para sellarla. Una vez sellada la piña, inserta los palillos de madera en tu base para comenzar a construir tu trompo.

Ahora, abre tu paquete de Pastor Marinado de Alimentos San Edmundo, corta la carne en pedazos de tamaño similar al diámetro de la piña, pre calienta tu sartén con una cucharadita de aceite a fuego medio, y cocina los filetes en el sartén.

Una vez cocidos, coloca los filetes uno encima del otro atorándolos en los palitos de madera. Después, inserta  la piña de menor tamaño en la parte de arriba de la carne.

¡Listo ya tienes tu Trompo al Pastor casero!

No olvides lo más importante, lava la cebolla y el cilantro, corta en cuadritos la cebolla y rebana en pequeñas partes el cilantro.

¡Estamos listos para comer tacos!

Rebana la carne y sirve en tacos, acompaña con cilantro, cebolla y guacamole o tu salsa de chile picante favorita.

 

¡Cuéntanos cómo te quedó tu Trompo de Pastor!

0 comentarios

No hay comentarios

Agrega tu comentario